AutoTao.com

El placer de manejar autos que nos permiten estar presentes en todo momento.

Archive for noviembre 2008

Video Yipao Colombia

leave a comment »

Written by Isaac Hernandez

noviembre 9, 2008 at 5:20 pm

Publicado en automovil

Tagged with , , , , ,

Carta de Amor a Colombia

leave a comment »

Cuando era joven…, ejem, digamos más joven, soñaba con la idea de
recorrer América y conocer en persona los lugares que me parecían tan
cercanos a través de la literatura de Cortázar, Neruda, Vargas Llosa,
García Márquez, Coelho, Rulfo y tantos otros que liberaron mi
imaginación.
Dejé Madrid, España, para asentarme en Santa Bárbara, California.
Aunque he tenido la fortuna de descubrir muchas bellezas de este
continente, particularmente de México, mis sueños de conocer el
Macondo de Juan Arcadio Buendía quedaron relegados por las
responsabilidades que trae la edad… hasta ahora.
Gracias a una generosa invitación de Chrysler viajé a Colombia, aunque
no a encontrarme con el idealizado Aracataca caribeño, sino a recorrer
la región cafetera del departamento del Quindío, a descubrir el cariño
que sienten los colombianos por sus tradiciones y, en especial, por
uno de los Jeep más emblemáticos: el Willys.
Hoy en día, un Jeep es un vehículo de lujo en Colombia, debido a que
reciben un 35% de aranceles de importación, más un 20% de IVA. Sólo se
venden cerca de 800 unidades al año de las que 120 corresponden al
modelo Wrangler. Sin embargo, a finales de los años cuarenta, miles de
Willys llegaron a Colombia como parte de un programa de ayuda de
Estados Unidos, dejando un profundo legado que aún hoy perdura.
Abordo de un Wrangler Unlimited negro 2008 viajábamos para encontrar
una inesperada pasión por el Jeep o, mejor dicho, ‘Yip’. Un recorrido
por poblaciones como Calarcá, Armenia y la preciosa Salento, nos
permitió ver a los ‘yipaos’ en acción, pues son utilizados en forma
regular como medio de carga y de transporte. También tuvimos la
oportunidad de hablar con entusiastas coleccionistas y restauradores
de estos vehículos; los primeros, verdaderos eruditos del tema y los
otros capaces de reconstruir a golpe de martillo cualquier pieza de la
carrocería.
En todo caso, nada de lo anterior nos pudo preparar para el Desfile
Yipao, una verdadera escena ‘macondiana’ donde un centenar de estos
Jeep, cargados de muebles, animales, gente, frutas o verduras, se
abren camino en cámara lenta en medio de miles de espectadores, bien
sea en cuatro o en dos ruedas.
Ver la gente corriendo delante de los coches ‘picaos’ en dos ruedas
daba miedo. Entonces vinieron a la memoria los Sanfermines de
Pamplona. Las imágenes de Cristo en lo alto de los Willys y la gente
asomada en los balcones de sus casas me recordaron las procesiones de
Semana Santa en Sevilla. El lento caminar de la caravana, con gallinas
colgando de los laterales de los coches, y la gente cantando y
compartiendo historias, risas y aguardiente, me hizo sentir como si
estuviera en la Romería del Rocío, un peregrinaje anual hacia la
ermita del mismo nombre también en Andalucía.
Y es que en Colombia me sentí como en mi propia casa, como en la
España de mi infancia; envuelto en la música (salsa, vallenato y
bambuco) y las frutas tropicales (lulo, maracuyá, guanábana, etc.),
todo se tornaba en una auténtica fiesta para los sentidos.
Y en mis anfitriones de Chrysler Colombia, un grupo de 11 personas con
una media de 28 años de edad, encontré cariño e ilusión por hacer bien
las cosas, y por seguir aumentando las ventas, gracias a grandes
éxitos como el Dodge Journey (fabricado en México), y seguramente
también a la tracción total del Jeep, que les sirve para pasar los
baches de la economía,  aunque a veces, como en el ´Yipao´, elijan
bailar a dos ruedas.

Written by Isaac Hernandez

noviembre 9, 2008 at 1:34 pm

Publicado en automovil

Tagged with , , , ,

Yipao Colombia

leave a comment »

Yipao in Armenia, Colombia.

Gallery of photos from Colombia here

Written by Isaac Hernandez

noviembre 9, 2008 at 1:25 pm

Publicado en automovil

Tagged with , , , , , ,

Salón SEMA 2008

leave a comment »

He sobrevivido un año más al SEMA Show. Ya he subido el video a YouTube. Las fotos las podeis ver aquí.

Written by Isaac Hernandez

noviembre 9, 2008 at 12:31 am

Publicado en automovil, salón

Tagged with , ,

Cambio de Aceite en el que Podemos Creer.

leave a comment »

Existen muchas opiniones acerca de cada cuánto tiempo hay que cambiar el aceite. ¿Qué historia nos creemos?
Para que funcione un motor de gasolina es fundamental que esté bien lubricado. Para ello no solo basta que este tenga aceite, sino que tiene que estar en buen estado.
Con el uso y el tiempo el aceite se contamina. El filtro de aceite limpia las impurezas hasta cierto límite; llega un momento en que este no filtra y hay que cambiarlo, junto con el aceite.
Muchas empresas de cambio de aceite anuncian que lo mejor para su motor es cambiar el aceite cada tres mil kilómetros. ¿Les podemos creer? Seguro que sus consejos, aunque sean buenos para nuestro motor, son mejor para sus bolsillos.
No quiero decir que el motor no se beneficie reducir el ciclo del aceite, pero no es absolutamente necesario un cambio tan frecuente. Muchos fabricantes recomiendan el cambio de aceite cada 5000 y hasta 7500 millas, bajo manejo normal, y cada 3000 o 5000 millas para carros que se manejan en tráfico, en viajes diarios de menos de cinco millas o en lugares contaminados.
Conviene seguir las recomendaciones del fabricante, pues nos ayudarán también a mantener la garantía del carro. Es importante leer qué recomienda el manual de su carro. En el caso de no cambiar el aceite en el ciclo recomendado por el fabricante, su carro seguramente perderá la garantía. Pero hacer el cambio más a menudo no le garantiza una garantía mayor.
Consumer Reports explica que basta cada 7.500 millas para casi todos los coches, salvo en los casos de “conducción extrema” antes mencionados. AAA avisa que 5.000, y 3.000 en casos extremos.
Jiffy Lube dice que casi nadie maneja en condiciones normales, así que hay que cambiar cada 3.000. Y ExxonMobil dice que 3000, a pesar de que su aceite es sintético, que dura más tiempo que el aceite vegetal.
El cambio de aceite prematuro puede parecer bueno para su motor, pero no para el planeta. El aceite usado representa un peligro ecológico, por las toxinas y metales pesados que lleva
¿Hace falta llevar el carro a un taller o puedo hacer el cambio yo mismo? La ventaja de un taller es que estos cuentan con máquinas para aspirar el aceite y sacar todo el aceite viejo, que además reciclarán por usted.
En el caso de hacerlo en casa, tenga mucho cuidado de no derramar nada de aceite. En EEUU la gente que cambia su propio aceite genera 150 millones de negros galones al año. A pesar de estar prohibido, se calcula que la mitad lo vierte al suelo. Un galón de aceite usado puede contaminar un millón de galones de agua.
EEUU genera 5000 millones de litros de aceite usado (incluyendo para uso industrial) al año, de los cuales se estima que menos del 60% es reciclado.
En Illinois, las estaciones de servicio y puntos de venta al público de lubricante aceptan aceite de motor para su reciclaje. También puede visitar la página web en inglés. California cuenta con una página web en español, y el teléfono gratuito 1-800-CLEANUP. Además el gobierno paga 16 céntimos por galón de aceite usado. Puede no parecer mucho, pero más caro es el precio que debemos pagar cuando el aceite usado contamina la tierra, las fuentes de agua y los océanos. Debemos cuidar el mundo para nuestros hijos.

Sí se puede.
Yes, we oil can.

Written by Isaac Hernandez

noviembre 9, 2008 at 12:21 am

Publicado en Uncategorized

Tagged with , ,

Seguridad Activa y Seguridad Pasiva.

leave a comment »

30 de octubre, 2008

A la hora de comprar un carro, es normal pensar en la seguridad, determinada por algo más que simplemente el tamaño.
Recuerdo como antes de las elecciones del 2000 escribí una columna para una revista española diciendo que George Bush era como un Hummer, y Al Gore como un coche eléctrico; y que la victoria de uno u otro influiría en las ventas de estos tipos de vehículos. Mi metáfora-pronóstico se hizo realidad: vivimos ocho años de coches grandes, de “aquí estoy yo, mi carro es más grande que el tuyo, quítate de en medio.”
Ahora que se acaba la era Bush, Hummer ha perdido el 47% de ventas en un año y Toyota no puede fabricar suficientes Prius híbridos. ¿Señala esto un cambio también en lo político? No me voy a poner a hablar ahora de si McCain es un Cadillac CTS y Obama un Escape Hybrid… No, vamos a hablar de seguridad, la seguridad del día a día al volante.
Las ventas de carros grandes aumentaron en gran parte por la sensación de seguridad que nos dan. Si mi vecino tiene un Hummer, ¿yo me tengo que comprar un International para que no me pase por encima?
El coche grande nos va a dar una sensación de seguridad, y quizás mejore la protección de la cabina, pero no necesariamente. Mejor que juzgar por las apariencias, es mirar las tablas de las pruebas realizadas por el gobierno (nhsa.gov), o mejor aún por las empresas de seguros (www.iihs.org). Además de la seguridad pasiva, estas pruebas miden la tendencia que tienen algunos vehículos más altos a volcar, o sea a la seguridad activa.
En este tipo de seguridad jugamos nosotros un papel importante. Debemos educarnos a través de medios especializados cuánto tarda un carro en frenar o en acelerar, antes de comprarlo. Según las leyes de la física, una masa pequeña tarda menos en frenar que una grande, pero hay otras variables. Y aunque se suele medir si un carro es bueno por la aceleración de 0 a 65mph, lo importante es cuanto tarda en reaccionar una vez en marcha, de 45 a 55mph, para evitar a otros carros que puedan perder el control a nuestros alrededores.
Cuando uno maneja, tiene que estar siempre alerta de los movimientos de los otros autos, siempre previendo lo que pueda ocurrir, y pensando en una salida al posible accidente, ya sea frenando o acelerando. El número de bolsas de aire en mi carro no me va a ayudar a resolver una situación inesperada en el tráfico.
En mi vida he escapado de varios accidentes (uno de ellos me hubiera seguramente costado la vida) gracias a una rápida reacción ante los improvistos, y a los buenos frenos. Sí, es importante considerar la seguridad pasiva de un carro, pero más aún la activa, porque si evitamos el accidente ni siquiera nos harán falta los air bags. Una guerra evitada es mejor que una guerra ganada.
Parte de esta seguridad es mantener la mente, el cuerpo y el carro sano. Los neumáticos y los frenos han de estar en buen estado, como también el resto del carro. Si se nos para el motor en medio de una carretera, también nos jugamos la vida.
Debemos también mantener en buena forma nuestro cerebro, asegurándonos de descansar cada dos horas de viaje, y de no tomar alcohol o medicaciones que puedan afectar nuestras reacciones al volante. Es cuestión de vida o muerte. Hay que pensar que no sólo nuestra vida está en juego, también la del prójimo. Yo no quiero ser quien mate a una persona por manejar ebrio y vivir con ello el resto de mi vida. ¿y tú?

Written by Isaac Hernandez

noviembre 9, 2008 at 12:11 am

Publicado en automovil

Tagged with ,

Ahorrar combustible

leave a comment »

Cuando la gasolina llegó a los 4 dólares el galón, mucha gente cambió su SUV por un carrito chico… los que podían permitirse la inversión, porque los precios de carros pequeños usados subieron como la espuma. ¡Un Geo Metro se vende ahora por hasta $6000!
Pero no tienes que cambiar de carro para ahorrar. Hay otras opciones, que menciono a continuación.
Neumáticos. Es fundamental llevar la presión de los neumáticos correcta. Esto no sólo reduce el consumo de gasolina, también el desgaste de las gomas, al mismo tiempo que hace que el carro sea más seguro. Es importante también llevar el tamaño de neumáticos recomendados por la marca, y si puede ser unos de bajo consumo, como los Michelin Energy MX 4 Plus. Las ruedas tuning más anchas aumentan el rozamiento y el consumo.
Aerodinámica. Llevar una bandera enganchada por fuera puede demostrar tu amor por tu equipo o país, pero es poco patriótico, pues aumenta considerablemente el consumo, dado el rozamiento que genera; y hoy en día el consumo de petróleo no ayuda a la patria. Las ventanillas bajadas también perjudican la aerodinámica, sobre todo a partir de las 25 millas por hora. Y el aire acondicionado aumenta el consumo, por lo que es recomendable usarlo a una temperatura agradable, no demasiado fría. Si tu carro lleva un portaequipajes removible en el techo, quítalo cuando no lo estés usando. Este genera rozamiento en el aire y además aumenta el peso del vehículo.
Reducir peso. También es importante quitar los trastos que llevas para arriba y abajo en tu carro pero que no necesitas diariamente, como puede ser ropa, muebles, herramientas… Claro está, deja lo que te pueda hacer falta en una emergencia, como un triángulo reflectante, cables para la batería, linterna…
El carro a punto. Si el motor está funcionando como debe, consumirá menos. Existen aditivos que prometen reducir el consumo de combustible, pero no conozco ninguno que merezca la pena la inversión. (Si usted tiene uno que le vaya bien, me puede escribir). Use el octanaje recomendado por el fabricante. Usar gasolina de 91 octanos en un carro que sólo necesita de 87, no reduce el consumo.
Manejo suave. La mejor manera de ahorrar es no pegar acelerones, ni frenazos bruscos (claro está, excepto cuando sea necesario). Si la luz en la distancia está roja, podemos dejar que el carro continúe con la inercia sin necesidad de acelerar, y quizás tengamos la suerte que la luz se vuelva a poner verde antes de que paremos del todo, evitando una arrancada de cero -el carro consume más cuando nos movemos a partir de parado-. Entonces aceleraremos suavemente hasta alcanzar la velocidad deseada. Es cierto que si manejamos a 65 millas por hora en autopista consumiremos mucho menos que a 70 ó 75.
Maneje menos. Por último, consulte con compañeros de trabajo, de escuela o iglesia para compartir el paseo en carro. O vaya en autobús o tren. Y si usted puede desplazarse caminando o en bicicleta consumirá lo mínimo. Antes de subir al carro para ir a la tienda a la vuelta de la esquina, piénselo dos veces. Quizás en lugar de un carro nuevo, lo que necesita es un carrito de la compra para llevar la carga con menos esfuerzo, y de paso ponerse en forma. Es lo más patriótico y saludable.

Written by Isaac Hernandez

noviembre 8, 2008 at 11:59 pm